SAN PEDRO DE MACORÍS. Una abogada de 28 años se encuentra en estado delicado de salud después que fuera víctima de intento de asesinato, al recibir varias heridas de arma blanca que, según la Policía, se las ocasionó su expareja con quien procreó dos hijas y que tan pronto cometió el crimen huyó.

Aníbel González Ureña fue ingresada el sábado en la noche a la clínica Macorís, de esta provincia, después que el comerciante Yasmiro Óscar Fernández, alias Ray, intentó quitarle la vida frente a las hijas de ambos, en su apartamento ubicado en el sector Hazim.

González Ureña es especialista en asuntos migratorios y brinda asesoría consular y el empresario atacante es el propietario de la mueblería Mega Muebles, ubicada en la avenida Independencia de esta jurisdicción.

Comments

comments