SANTO DOMINGO.- Este martes el imputado en el caso Odebrecht Ángel Rondón Rijo dijo que en todas las reuniones que sostuvo en el despacho del exprocurador general de la República, Jean Alain Rodríguez, lo único que nunca le revisaron fueron sus zapatos, y recordó que en esta época los dispositivos son pequeños, haciendo alusión a que pudo haber grabado sus conversaciones.

“En todas las reuniones que me llamaste a tu despacho lo único que tu portero no revisaba eran los zapatos. Me imagino que conoces los dispositivos de esta época lo pequeño que son. #JeanAlainMiente”, escribió en su Twitter.

Para Rondón la carta de Jean Alain debió ser dirigida a la actual procuradora o, en su defecto, una querella a la Policía, “aunque no sé en base a qué, si ni siquiera he hablado contigo mucho menos amenazarte”.

“Por mí no tengas miedo, no es muerto que te quieren, es PRESO”, dice Rondón.

Hoy se hizo pública la comunicación remitida por Rodríguez a Abinader, en la cual manifestó sentirse amenazado por el empresario Rondón y Díaz Rúa, imputados en el caso de sobornos Odebrecht.

Precisó que las reiteradas amenazas por parte Rondón pone en peligro su vida y la de su familia, debido a que este externó de forma pública su deseo de asesinarlo.

“Precisamente en esa condición de jefe de Estado, pongo en su conocimiento la grave situación que atenta contra mi propia vida y la de mi familia ya que en fecha 26 de mayo de los corrientes, el ciudadano Ángel Rondón, imputado del caso Odebrecht, expresó de forma pública, clara y abierta durante el programa Acento TV, su deseo de asesinarme, solo limitando la ejecución del acto a no tener un instinto criminal”, señaló Rodríguez.

FUENTE: SIN

Comments

comments