SANTO DOMINGO.- El exprocurador de la República, Jean Alain Rodriguez le envió una carta al presidente Luis Abinader externándole su preocupación tras la amenaza de muerte que hizo Ángel Rondón, el principal imputado en el caso de los sobornos de Odebrecht, quien dijo que por no tener instintos criminales no lo ha mandado a matar por todo lo que le ha hecho pasar.

«Pongo en conocimiento la grave situación que atenta contra mi propia vida y la de mi familia ya que en fecha 26 de mayo de los corrientes, el ciudadano Ángel Rondón, imputado del caso Odebrecht, expresó de forma pública, clara y abierta durante el programa Acento TV, su deseo de asesinarme, solo limitando la ejecución del acto a no tener un instinto criminal. Es importante recordar que el Sr. Rondón durante el ejercicio de mis funciones como Procurador General de la República (2016-2020), en estricto apego a las leyes, fue sometido a la justicia”

Dijo que ese acto le llama a preocupación, porque se trata de un individuo que ha sido acusado de escándalo de corrupción en el caso Odebrecht, “por lo cual las autoridades norteamericanas han manifestado formalmente tener alto interés, a través de ordenanza presidencial No. 13818 de fecha de 20 de diciembre del 2017, colocándolo dentro de un listado de criminales sancionados bajo la Ley Global Magnitsky, siendo Ángel Rondón Rijo el segundo de la lista junto a presuntos criminales internacionales como Mukhtar Hamid; Sergey Kusiuky y Julio Antonio Juárez, acusados de asesinatos y graves crímenes contra la humanidad.

“Otro hecho que debe mover a alta preocupación y atención de los organismos de seguridad, lo constituye también las amenazas constantes de agresión física a un servidor realizadas por parte del ciudadano Víctor Díaz Rúa, ex ministro de Obras Públicas y también imputado del caso Odebrecht, quien en fecha 8 de febrero del 2021, frente a numerosos periodistas, expresó su intención de agresión física en cualquier momento próximo».

Aseguró que estas expresiones, no motivarían a preocupación si se tratara de un ciudadano sin historial criminal o delictivo y no de un individuo que en diversas ocasiones ha agredido físicamente a diversos ciudadanos, entre ellos al entonces Secretario de Estado Félix Bautista y al jurista Julio Cury, pero más alarmante aún, es que se trata de un sujeto señalado en diversas ocaciones de actos de corrupción, que guardó prisión por orden del juez de la Suprema Corte Francisco Ortega Polanco y que también es de altísimo interés para los Estados Unidos por los graves hechos cometidos contra el erario en el marco del caso Odebrecht y las contundentes evidencias en su contra, conforme del expresidente acusatorio.

FUENTE: SIN

Comments

comments