“En cualquier parte del mundo un procurador así debería estar preso. O sea, mentirle al país y al mundo. Yo pienso eso y de verdad que a veces me quiero salir de quicio”, externó ante el Primer Tribunal Colegiado del Distrito Nacional, Rondón, uno de los seis actuales acusados del caso Odebrecht.

Expresó esto tras testificar que el exprocurador general de la República, Jean Alain Rodríguez le propuesto un acuerdo para que este acusara a “dos o tres” políticos perremeístas por los sobornos de Odebrecht mientras el caso se encontraba en una fase temprana de investigación, lo que causó roces entre ambos.

Mientras ofrecía su versión de los hechos, afirmó que rechazó la propuesta de Rodríguez porque le resultaría complicado hacerla creíble.

“Cuando él me dijo: ‘Vamos a hacer un acuerdo, acusa a dos o tres del PRM y algunos’. Yo le dije: ‘No, yo no voy a hacer un acuerdo con lo que tú me digas’. Yo se lo rechacé un acuerdo de esa naturaleza”, narró.

El encartado contó que cuando estalló el escándalo a principios de 2017, se llevó una primera decepción del entonces Procurador General cuando éste, antes de interrogarlo, anunció al país que ya había identificado a quien repartió los US$92 millones que la constructora brasileña admitió haber pagado en sobornos.

Rondón, quien fungió como representante comercial de Odebrecht en el país, también se sentiría traicionado luego de que supuestamente las autoridades utilizaran la información que él entregó y le añadieran coletillas sobre sobornos para instrumentar la solicitud de medidas de coerción en contra de él y el resto de los primeros investigados.

En su intervención en el juicio, Rondón afirmó que “no fue por casualidad” que Marco Cruz, exgerente de Odebrecht en República Dominicana, fue sacado del país en diciembre de 2016, ya que si se hubiese quedado y lo hubieran entrevistado, hubiese tumbado el sistema político nacional, no solamente al gobierno de Danilo Medina».

Agregó que cuando el Procurador amenazó con someter “a todos los que estaban”, él le respondió que no ha sometido a todos los que mencionó Marco Cruz en su delación, un total de 28 nombres, el doble de los 14 que más tarde serían sometidos en la justicia.

FUENTE: HOY

Comments

comments